Hyundai Kona N 2021

El primer SUV con la letra N acaba de llegar a la gama de Hyundai. El pequeño Kona N 2021 de 4,2 metros de largo llega para competir por ejemplo con el Ford Puma ST y el Volkswagen T-Roc R. Aunque con el despliegue de potencia que lleva bajo el capó, no se puede decir que vaya a ser una lucha justa con el primero.

Éste será el cuarto modelo que recibe la versión de alto rendimiento, después del i30, el Veloster y el i20. Aunque la apuesta de Hyundai en este sentido no se va a limitar precisamente a unos pocos vehículos. Según sus responsables, el número de coches con el anagrama N o N-Line ascenderá hasta 18 antes de finales de 2022. No obstante, es una forma de anunciarlo algo ambigua, ya que hay una enorme diferencia entre ambas versiones, en todo lo que no se refiere al diseño.

Más ‘N’ de lo esperado

Es más, a pesar de su reducido tamaño, que lo sitúa más bien en el segmento B-SUV, el Kona N tiene más en común con el i30 N (Seg. C) que el nuevo i20 N (Seg. B). Ya que, tal como lo han presentado desde la marca coreana, cuenta con más características dedicadas a mejorar su rendimiento y las sensaciones de conducción. Incluso alguna pensada para mejorar su desempeño en circuito.

Hyundai Kona N 2021 en un circuito

Entre ellas, la primera que hemos mencionado es su gran potencia que lo separa mucho del pequeño i20. Equipa un motor de gasolina turboalimentado de 2.0 litros y cuatro cilindros con 280 CV y ​​392 Nm. Unas cifras que le acercan más a los 300 CV que lleva por ejemplo el T-Roc R.

Sistemas para mejorar la deportividad del Kona N

Como el resto de modelos N, esta energía se transmite al suelo solo con las ruedas delanteras (no como los R de Volkswagen). Pero en este caso, solo con una caja de cambios automática de doble embrague con ocho velocidades, denominada N DCT, que según el dossier permite una mejor aceleración y cambios ascendentes más rápidos”.

El comportamiento de esta caja de cambios, junto la respuesta del motor, se modifican gracias a los diferentes sistemas para mejorar su deportividad. El primero, es el N Power Shift, que entra en acción automáticamente si se aprieta el acelerador más allá del 90% de su recorrido.

Frontal del Hyundai Kona N 2021

Gracias a él, se reducen las pérdidas de par cuando se va cambiando a marchas más largas. De tal manera que mejora la aceleración y consigue un aumento de velocidad más suave los escalones típicos.

Pensado para carretera y circuito

El siguiente sistema, es el N Grin Shift, que libera toda la potencia del motor durante un máximo de 20 segundos y cambia automáticamente a la marcha más adecuada para sacarle el mayor partido. El inconveniente es que solo se puede usar cada 40 segundos, o lo que es lo mismo, una vez cada minuto. Por lo que está pensado principalmente para circuito o para adelantamientos rápidos en carretera.

El último de los sistemas deportivos sí está diseñado exclusivamente para pista: el N Track Sense Shift. Analiza la forma de conducir del piloto para optimizar los cambios de marcha para conseguir unos tiempos de vuelta más rápidos.

Trasera del Hyundai Kona N 2021

Las prestaciones del Hyundai Kona N

En el papel, el Hyundai Kona N es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 5,5 segundos, siempre que se utilice el Launch Control. Lo que supone una gestión de la tracción mejorada para que las ruedas delanteras no patinen sobre el asfalto. Su velocidad máxima es de 240 km/h.

Una de las características que permiten esta aceleración son los neumáticos P Zero hechos a medida por Pirelli. Unas ruedas para vehículos de alto rendimiento que aumentan el agarre. En ellas se encuentran unas llantas de aleación ligera de 19 pulgadas que reducen el perfil del neumático para minimizar su deformación y mejorar el agarre en curva.

Además de esto, también destacan unos frenos delanteros y traseros más eficaces y refuerzos en la carrocería para reducir su deformación en puertas curvas. Algo que ya vimos por ejemplo en el i30 N y que se puede ver en el maletero.

Interior

Sus capacidades dinámicas también se ven mejoradas significativamente por un diferencial de deslizamiento limitado controlado electrónicamente, denominado N Corner Carving Differential. Con él, se consigue un paso por curva más rápido reduciendo el subviraje y el deslizamiento de las ruedas.

Al igual que en sus hermanos de alto rendimiento, el Hyundai Kona N 2021 tiene una dirección asistida eléctricamente ajustada para brindar precisión y sensaciones al conductor. Además de una suspensión ajustable electrónicamente se endurece o ablanda según el modo de conducción o las preferencias seleccionadas.

Artículo relacionado:

Prueba Hyundai i30 Fastback N Performance 275 CV

Asientos del Hyundai Kona N 2021

Equipamiento del Hyundai Kona N

Visualmente, el Kona N cuenta con un kit aerodinámico adaptado para las altas velocidades que alcanza. También unas ruedas más anchas y un escape con válvulas de escape variables. En lo referente al diseño no funcional tiene parachoques y llantas específicos, detalles N en el interior y un color propio llamado Sonic Blue para la carrocería.

La pantalla de infoentretenimiento es mayor con 10 pulgadas de esquina a esquina. En la que se muestran los tiempos de vuelta, los mapas de circuitos y otra información referente al rendimiento. La instrumentación también es digital con un aspecto que varía en función del modo seleccionado, dejándose notar sobre todo en el Modo N y en el Sport.

Source link

0 Comments

Leave a Comment