Bugatti

La integración que se vive en el sector del automóvil es necesaria y de obligatorio cumplimiento para las firmas que quieran permanecer en el negocio. Sin estas sinergias el desarrollo de nueva tecnología es muy complejo ya que los costes que supone son cada vez más altos. Lógicamente esta escalada en costes choca con la rentabilidad de los fabricantes y para no incurrir en pérdidas tienen que llevar a cabo duros planes de ahorro.

El Grupo Volkswagen es uno de los más grandes del sector. Sin embargo, este tamaño no la vuelve inmune a esta situación y la prueba está en los ajustes que está llevando a cabo en sus firmas. Bugatti es una de las que, por varias razones, lleva un tiempo en la cuerda floja. Para solucionar esta difícil situación habría decidido venderla, aunque hasta el momento no ha querido dar el paso. Eso sí, los planes seguirían sobre la mesa y estas son las razones…

Según el CEO de Porsche, la combinación de Bugatti y Rimac sería perfecta

Bugatti

Para mejorar la gestión de Bugatti, el consorcio alemán decidió integrarla bajo la estructura de Porsche. Ahora ambas comparten CEO, Oliver Blume, que se encarga de velar por su buena marcha. Esta unión les ayudará a reducir costes operativos y mejorar el rendimiento económico de sus operaciones. El Grupo Volkswagen quiere que el margen operativo de ambas alcance el 15 por ciento y de ahí la necesidad de crear nuevas alianzas.

Para ello no habría que irse muy lejos, pues el consorcio alemán ya tendría decidido el camino a seguir. Tiempo atrás os anunciamos que Bugatti podría caer en manos de su archirrival Rimac. Esta transacción, que parecía estar hecha cuando os la contamos, no llegó a culminar. No obstante, seguiría entre los planes del grupo alemán y de Porsche, pues una parte del capital de la firma croata caerían en sus manos. En concreto, hasta el 49 por ciento.

Artículo relacionado:

¡Bombazo! El Grupo Volkswagen habría vendido Bugatti hace unos días

Como resultado, todas las partes ya que el Grupo Volkswagen se haría con una enseña más y Bugatti y Rimac reducirían sus costes. Y os preguntaréis ¿Por qué hay tanto interés en que Bugatti y Rimac trabajen juntas? Pues sencillo. La firma croata, a pesar de su tamaño, ha desarrollado una moderna plataforma para superdeportivos eléctricos. Su potencia y rendimiento ya la hemos comprobado en varios conceptos de Pininfarina o el C-Two.

Y esta base será que podrían emplear los futuros modelos de Bugatti. Por ahora no se sabe en qué punto están las conversaciones para que estas tres firmas unan sus caminos, al menos técnicamente. Al consorcio alemán le urge concluirlas lo antes posible, y para calmar a las mentes más inquietas se habla de mediados de 2021. Habrá que estar muy atentos a lo que pueda pasar, pero cada vez parece más cerca la llegada del anuncio oficial.

Fuente – Automobilwoche

Source link

0 Comments

Leave a Comment

img advertisement

Archivies